Adnan Januzaj

Adnan Januzaj se ha convertido en una de las noticias más positivas de la Real Sociedad desde la llegada de Imanol Alguacil. El belga le ha devuelto la confianza al técnico, quien ha apostado por él de inicio en seis de los siete partidos –en el otro, entrando desde el banquillo- que el de Orio lleva al mando del primer equipo; y sus actuaciones ante Girona, Atlético y Athletic avalan su paso al frente en los planes del conjunto txuri-urdin. De un tiempo a esta parte, el ex de Manchester United y Borussia Dortmund se ha erigido como uno de los extremos más escurridizos de todo el campeonato; algo que su fútbol ya enseñó hace años en Old Trafford, pero ahora, a diferencia de entonces, tras su posterior periplo en Alemania y su etapa con Eusebio Sacristán, está exhibiendo con una regularidad de la que siempre había carecido. Adnan Januzaj está creciendo.
Comprar Camisetas de Futbol Baratas Para Hombre, Mujer y Niños de todos los clubs y Selecciones Nacionales
Su primera parte en el derbi ante el Athletic volvió a ser una buena prueba de ello. El fútbol de Adnan Januzaj atraviesa por uno de sus momentos más dulces –quizá el que más- desde que fichó por la Real Sociedad. El internacional por Bélgica supone una amenaza para todos los equipos que se miden al equipo donostiarra. Y lo es porque, una vez recobrada la confianza, sus piernas han alcanzado un punto de velocidad, ritmo y agilidad superiores, en muchos de los casos, a las del prototipo de central/lateral izquierdo que rige el campeonato. Januzaj, en este sentido, es el futbolista de la Real Sociedad que más regates ha completado hasta el momento (66); con una diferencia, además, significativa –pero a la vez comprensible- con respecto a sus perseguidores más cercanos: Sergio Canales (44), Mikel Oyarzabal (40) u Álvaro Odriozola (32).
Encuentra las botas de futbol que mas se adapte a tus características
Pero la cosa no acaba ahí, sino que la principal sazón que trasciende de este punto de lozanía señala que a sus movimientos –driblings, centros o remates- desde el costado derecho le ha añadido una dosis de determinación que le está empujando a marcar diferencias. Es como si, una vez que ha comenzado a entender el juego de la Real, y sirviéndose de que su cabeza se encuentra mucho más asentada en las particularidades del contexto txuri-urdin, su cerebro ha ganado un tiempo y un espacio esenciales para que, entre otras muchas cosas, sus piernas hayan cogido aire; cuando, a estas alturas del curso, lo normal sería más bien todo lo contrario.

Desde su aterrizaje en Anoeta, el modelo de Imanol Alguacil ha ido alternando entre el 4-3-3 y el 4-2-3-1. Dos esquemas en los que, fruto del entendimiento que existe en mitad de campo, y gracias a la inestimable colaboración de Canales para portar la pelota en/hacia la parcela rival, Januzaj se ha sentido muy cómodo hasta el momento. Sus acciones así lo confirman; su toma de decisiones, aunque aún no es perfecta, ha ido mejorando con el tiempo; y su juego, garante de que esta nueva Real haya equilibrado sus fuerzas por los dos perfiles, ha entrado en una vorágine que el espectador medio, y sobre todo el que se desvive por la Real, llevaban tiempo esperando: el fútbol de Januzaj se encuentra en plena ebullición.